Infonavit aprobó la implementación de medidas extraordinarias

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin

El Consejo de Administración del Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores (Infonavit) aprobó la implementación de dos medidas extraordinarias sobre los pagos y el trámite de financiamientos hipotecarios, con el fin de apoyar a los derechohabientes durante la recuperación económica posterior a la crisis sanitaria por Covid-19, así como para fomentar su intención de compra e impulsar el desarrollo de la industria de construcción de vivienda. 

La primera medida consiste en el aplazamiento de hasta cuatro meses del inicio del cobro de las mensualidades hipotecarias, esto si la firma del crédito se realiza entre el 3 de noviembre de este año y el 23 de febrero de 2021. 

Lo anterior aplica para todas las opciones de financiamiento, excepto Mejoravit, Tu2do Crédito Infonavit, ConstruYo y Línea III Integral.  El aplazamiento del pago inicial permitirá a los derechohabientes adquirir su vivienda y comenzar a pagarla después, lo que les da la posibilidad de adquirir productos o servicios adicionales para su nuevo hogar y mejorar su calidad de vida. 

De este modo, los créditos firmados en noviembre comenzarán a pagarse hasta marzo de 2021; y si la disposición del financiamiento se formaliza entre enero y febrero, los pagos iniciarán en junio. 

Por otro lado, el Consejo de Administración autorizó la flexibilización del sistema de puntaje, para que los derechohabientes que ya habían iniciado su solicitud de crédito, pero se desperfilaron por la pérdida de su relación laboral a causa de la pandemia, puedan continuar con la adquisición de su vivienda siempre y cuando recuperen el empleo antes del 31 de enero de 2021. 

Los créditos beneficiados con esta medida deberán ser firmados entre el 3 de noviembre de 2020 y el 28 de febrero de 2021 y será válida para las personas perdieron su trabajo entre el 1 de marzo y el 31 de agosto de este año

De igual forma, los créditos bajo esta condición, también podrán aplicar el aplazamiento de los pagos iniciales, si se encuentran dentro del periodo de vigencia que estipula la primera medida de apoyo extraordinaria.

A través de un comunicado, el Infonavit refrendó su compromiso con los trabajadores para resolver su necesidad de vivienda, así como para  mantener su intención de compra, y reactivar la economía. 

De este modo, los créditos firmados en noviembre comenzarán a pagarse hasta marzo de 2021; y si la disposición del financiamiento se formaliza entre enero y febrero, los pagos iniciarán en junio. 

Por otro lado, el Consejo de Administración autorizó la flexibilización del sistema de puntaje, para que los derechohabientes que ya habían iniciado su solicitud de crédito, pero se desperfilaron por la pérdida de su relación laboral a causa de la pandemia, puedan continuar con la adquisición de su vivienda siempre y cuando recuperen el empleo antes del 31 de enero de 2021. 

Los créditos beneficiados con esta medida deberán ser firmados entre el 3 de noviembre de 2020 y el 28 de febrero de 2021 y será válida para las personas perdieron su trabajo entre el 1 de marzo y el 31 de agosto de este año

De igual forma, los créditos bajo esta condición, también podrán aplicar el aplazamiento de los pagos iniciales, si se encuentran dentro del periodo de vigencia que estipula la primera medida de apoyo extraordinaria.

A través de un comunicado, el Infonavit refrendó su compromiso con los trabajadores para resolver su necesidad de vivienda, así como para  mantener su intención de compra, y reactivar la economía. 

Fuente: www.inmobiliare.com